Playa, cócteles tropicales, sol, camisetas hawaianas y bronceado son para muchos los sinónimos ideales del verano. Pero, con las vacaciones a la vuelta de la esquina, ¿qué tal si nos planteamos alternativas más originales y que supondrán un cambio de chip radical? Huimos de las altas temperaturas y ponemos rumbo a destinos más refrescantes y, a veces, que se encuentran en plena estación invernal.

1.Islandia.

Glaciares, cascadas e impresionantes parajes. Islandia esconde numerosos rincones con una belleza incomparable. Las temperaturas son bajas pero lo suficientemente suaves como para acampar y disfrutar intensamente de la naturaleza que esconde el país. La cascada de Gullfoss, situada en el cañón del río Hvítá, o la de Seljalandsfoss, otra de las más famosas, son algunas de las maravillas del destino que dejan boquiabiertos a sus visitantes. Podéis consultar unas opciones de ruta que propusimos en este post: Islandia en cuatro días: de sur a norte ‘driving your car…’

Seljalandsfoss islandia

2.Groenlandia.

Desde Islandia, Servivuelo tiene, por ejemplo, conexión directa a Groenlandia. La segunda isla más grande del mundo donde disfrutar de uno de los últimos territorios salvajes y vírgenes que quedan en el planeta. La hospitalidad de sus habitantes, los Inuit, que viven en respetuosa comunión con la naturaleza, sorprenderá a los visitantes. Una buena manera de descubrir Groenlandia es en kayak o caminando, opciones divertidas y aventureras, ideales tanto para familias como grupos de amigos. En el camino nos toparemos con icebergs, glaciares y fiordos. ¡Desconexión garantizada!

viaja al invierno

3.Australia.

Vivir el invierno en Australia, que tienen lugar de julio a octubre, también es muy recomendable. Las opciones de ocio son múltiples: desde esquiar en los Alpes Australianos, hasta una visita a las cafeterías del barrio bohemio y de moda en Sidney, el Potts Point, o asistir a la carrera con más participantes del mundo, The Sun Herald City2Surf, que este año se celebra el 14 de agosto. Con temperaturas más suaves pero no asfixiantes, el sol invernal del norte de Queensland es uno de los lugares más bonitos para fotografiar. Y los amantes del espíritu navideño no tendrán que esperar hasta diciembre para villancicos, decorados ‘kitsh’ y grandes comilonas, ya que el ‘Yulefest’, celebrado en las Montañas Azules, permite disfrutar de un auténtico festín navideño (a veces con nevada incluida) con juegos, fuegos artificiales, asados y coros. Todo muy típico.

australia invierno

4. Argentina.

Para los que buscan una auténtica aventura donde se acaba el mundo, poned rumbo a Ushuaia, en Argentina. Darwin, Julio Verne, la leyenda del Fin del Mundo y el Parque Nacional Tierra del Fuego son algunos de los lugares imprescindibles para visitar. Para el buceo submarino y el avistamiento de cetáceos, lo mejor es visitar el Puerto Madryn, en la costa de la provincia de Chubutya, a sus costas arriban de junio a diciembre distintas poblaciones de ballenas cuyo encuentro os dejará sin aliento.

Argentina invierno

5. Bolivia.

Si lo vuestro es el frío, viajad al sudoeste de Bolivia. En el Salar de Uyuni (Potosí), una de las joyas del país, las temperaturas descienden hasta los -15 grados (aunque cuidado, el reflejo del sol con la sal puede quemar la piel mucho más que en la playa). El invierno (en el mes de agosto) es una de las mejores épocas para visitarlo, ya que pese al frío, es la época con menos lluvias.

bolivia

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sobre nosotros.

Una periodista francesa ‘expatriée a Barcelona’ que colabora con medios de ambos lados del Pirineo.