Jerez de la Frontera, Sanlúcar de Barrameda, El Puerto de Santa María, Chiclana de la Frontera, Chipiona, Puerto Real, Rota, Trebujena y Lebrija, nueve ciudades llenas de dinamismo, donde convergen una gran diversidad de paisajes y paisanajes con las tradiciones más genuinas, buena gastronomía. Destinos que ofrecen un sinfín de posibilidades para compartir en familia, en pareja o con amigos, siempre teniendo como protagonista la singularidad de los vinos de Jerez.

Las visitas a las “bodegas-catedral” son imprescindibles en estos recorridos. Diseñadas específicamente para cumplir con las necesidades que plantea la crianza de los vinos de Jerez, se llaman así porque sus colosales dimensiones recuerdan a estos templos religiosos. Ya en el siglo XIX, empezaron a construirse con interesantes e innovadores diseños, como la Gran Bodega de Domecq, que recibe el apodo de ‘La Mezquita’ por su parecido con la de Córdoba, o la de Williams & Humbert, que es la más grande de Europa.  Algunos de estos proyectos fueron realizados por conocidos arquitectos como Gustav Eiffel, que firmó la cúpula de hierro de la bodega La Concha de Gonzalez Byass. Una buena ruta que mezcla arte y arquitectura, y en la que degustar, catar y maridar con los siempre sorprendentes vinos de Jerez.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Si vamos a Sanlúcar de Barrameda, cuna de la manzanilla, se podrán visitar algunas de las magníficas bodegas familiares, y así conocer el misterio de este vino que nace junto al mar. Cruzando el Guadalquivir, los amantes de la naturaleza se encontrarán con el Parque Nacional de Doñana, uno de los más importantes de Europa por el proceso de migración de aves y la diversidad de sus ecosistemas. Un plan excepcional para disfrutar en familia.

La Ruta del Vino y del Brandy del Marco de Jerez, reconocida como uno de los grandes destinos de enoturismo en España, sorprende también con sus múltiples y originales ofertas culturales. Saborear los llamados vinos V.O.R.S. (Very Old Rare Sherry), jereces con más de 30 años de vejez calificada, al tiempo que contemplamos algunas de las obras de los mejores pintores españoles, tales como Goya, Velázquez, El Greco y Zurbarán y la colección de grabados “Suite Vollard” de Picasso, solo es posible en este entorno. 

Muchos de sus visitantes también lo consideran el destino perfecto para adentrarse en el mundo del caballo, no solo porque en Jerez se encuentra la sede de la Real Escuela Andaluza de Arte Ecuestre (sus ‘shows’ son realmente espectaculares) sino por la oportunidad de pasear por la campiña o los viñedos jerezanos a lomos de auténticos caballos cartujanos, visitar la internacionalmente conocida Feria del Caballo y asistir a las famosas carreras de Sanlúcar de Barrameda.

Para los más aventureros, existen rutas de 4×4 para descubrir los viñedos y conocer bodegas donde el visitante se sumergirá en el mundo de los vinos de Jerez y conocerá todos sus matices y aromas.

Los más románticos pueden disfrutar de un precioso atardecer entre viñedos. Un recorrido para descubrir en primera persona la historia de la vendimia, una experiencia que resultará mágica en el periodo estival, cuando se realizan las vendimias nocturnas. 

Y todo ello, sin olvidarnos de las espectaculares jornadas de gastro-golf, donde se combina deporte, gastronomía y enología en entornos exclusivos, o las rutas de tapas por los Tabancos de Jerez, espacios únicos donde todavía hoy se conserva y se sirve el vino directamente de las botas. 

Todas estas propuestas están recogidas en la web: http://www.rutadeljerezybrandy.es/, donde puedes consultarlas y personalizarlas de acuerdo con tus intereses y preferencias.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sobre nosotros.

Una periodista francesa ‘expatriée a Barcelona’ que colabora con medios de ambos lados del Pirineo.