El bloody mary es uno de los cócteles clásicos-clásicos. Nunca ha sido un superventas, nunca ha vivido una moda tan bestial como el gintónic, pero siempre ha estado ahí, tentando a la vista y a los paladares con ese rojo tentador, con ese tomate que no deja de ser un exotismo en un combinado, con esa pimienta excitante que lo hacen diferente del resto de tragos. Lo mejor de todo es que este cóctel que recuerda a la reina María I de Inglaterra (lo de bloody era porque fue muy sangrienta en la guerra con los anglicanos) no resulta nada difícil de hacer en casa. Te damos esta receta clásica para que la disfrutes con los tuyos. O contigo mismo.

Bodegas Torres

Ingredientes:

– 75 gramos de zumo de tomate

– 40 ml de vodka Beluga

– 15 ml de zumo de limón

– Dos chorritos de salsa Worcestershire

– Dos gotas de tabasco

– Pimienta negra recién molida

– Sal

– Hielo industrial (se vende en gasolineras y supermercados)

Elaboración:

-Echar varios cubitos de hielo en el vaso

-Verter el vodka

-Echar el zumo de limón y, a continuación, la sal, la pimienta, la salsa Worcestershire y el tabasco.

-Remover.

-Añadir el zumo de tomate hasta completar el vaso.

-Si quieres adornar la copa, siempre le quedará bien una rodajita de limón o un trocito de apio.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sobre nosotros.

Si le preguntan por su profesión, responderá: "Periodista". Si le preguntan por su vida personal, repetirá: "Periodista". Vivir la vida y contarla. No hay nada que le guste más, sea desde El Periódico de Catalunya, donde es el responsable de las secciones Gente y Gourmet's, o desde www.gastronomistas.com.