Si bien las torrijas suelen ser un dulce asociado a la cuaresma, también resultan un postre o una merienda ideal en épocas de bajas temperaturas. Y aún más si variamos un poco sus ingredientes y sustituimos la leche por el vino. ¡Les damos así un subidón!

Ingredientes:

  • 1 barra de pan algo duro
  • 1 vaso de vino tinto
  • 1 vaso de agua
  • 60 gr. de azúcar
  • 4 huevos
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Azúcar
  • Canela en polvo

Paso a paso:

  1. Verter en un cazo el azúcar, el agua y el vino tinto. Calentar hasta ebullición, y dejar hervir a fuego medio durante 5 minutos. Apagar el fuego y dejar enfriar un poco.
  2. Cortar las rebanadas de pan de aproximadamente 1 centímetro de grosor.
  3. Colocar el pan en una fuente y verter por encima, hasta que estén bien empapadas, la infusión dulce de vino tinto.
  4. Freír aceite de oliva virgen extra en una sartén.
  5. En un cuenco, batir los huevos por los que pasaremos las rebanadas de pan empapadas en vino.
  6. Freír cada rebanada (por ambos lados) en el aceite de oliva bien caliente, hasta que estén bien doraditas.
  7. Retirar y dejarlas sobre papel de cocina para filtrar el aceite.
  8. En un cuenco, mezclar un poco de azúcar con canela en polvo y antes de que las torrijas se enfríen rebozarlas con esta mezcla.

¡Buen provecho!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sobre nosotros.

Si le preguntan por su profesión, responderá: "Periodista". Si le preguntan por su vida personal, repetirá: "Periodista". Vivir la vida y contarla. No hay nada que le guste más, sea desde El Periódico de Catalunya, donde es el responsable de las secciones Gente y Gourmet's, o desde www.gastronomistas.com.