João Alcântara es un joven cocinero de éxito en Brasil que ha decidido saltar el charco y conquistar el paladar de Barcelona con su restaurante FOgO. Lo suyo es puro carisma. En persona y en el plato, pues exhibe la potencia gastronómica de su país con platos llenos de creatividad, bastante saludables y con algún que otro ingrediente del Mediterráneo para que entendamos mejor su cocina. Lo sabe bien el crack azulgrana Dani Alves, que le fichó como cocinero personal, y lo saben bien en Brasil, donde es uno de los chefs más mediáticos gracias a un programa de televisión de éxito.

Muy guay todo, sí, muy glamouroso y todo lo que queramos, pero tiene que soportar una presión que no es fácil.

Así que le vamos a ver al restaurante para saber algo de su vida más allá de los fogones. Lleva gorra de surfero y luce cuerpazo de atleta. No nos equivocamos si pensamos que en su tiempo libre se dedica a hacer deporte. ¿Verdad, João? “Sí”, sonríe.

-¿Mucho?
-Bueno… Hago surf, voy a correr y hago capoeira y boxeo.

Pues, venga, João, dinos tres lugares donde practicar tanta actividad física.

“Para hacer surf, voy a la playa de Port Ginesta, al final del paseo marítimo de Castelldefels. En Cataluña es difícil encontrar olas grandes pero creo que esa playa es mejor que la de la Barceloneta, y en Garraf hay más playas donde surfear. Voy siempre que tenga fiesta y hay olas. Da igual que sea verano o invierno. Voy. Y a menudo cuando trabajo voy con un grupo de amigos brasileños o catalanes antes de que salga el sol. Entre mis amigos catalanes hay tres cocineros, somos los surferos cocineros, y si entramos a currar a las 10 de la mañana vamos a las 6 a surfear y vemos amanecer en la playa. Cuando sale el sol, uffff, es increíble. Y luego, volvemos a la ciudad para ir a trabajar”.

“Para entrenar voy a la playa de la Barceloneta. ¿Sabes qué pasa? Crecí en Río de Janeiro, podría decir que nací en la playa, y entonces me resulta difícil entrenar en un sitio cerrado.
Hago capoeira y como me gusta mucho la actividad física al aire libre la Barceloneta es perfecta. Hay unas barras para hacer ejercicio, así que primero empiezo con la capoeira y luego hago unas barras y me voy a casa superfeliz. Al gimnasio no me gusta tanto ir, y solo voy si no tengo mucho tiempo o para hacer boxeo, que me encanta, domingo y lunes. Boxeando, el tiempo pasa más rápido pero las máquinas no porque son aburridas”.

“Para correr siempre voy a la Carretera de las Aguas, en la montaña de Collserola. Me gusta por las vistas que tiene sobre Barcelona y por el aire puro que se respira y el entorno natural. Pero sobre todo me encanta porque cada día descubro un sitio nuevo y eso me da la oportunidad de correr por lugares distintos. Es curioso, porque vivo cerca de allí desde hace dos años y me sigue sorprendiendo. De hecho, si estoy muy cansado y solo quiero pasear, subo hasta allí para estar un rato tranquilo”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sobre nosotros.

Si le preguntan por su profesión, responderá: "Periodista". Si le preguntan por su vida personal, repetirá: "Periodista". Vivir la vida y contarla. No hay nada que le guste más, sea desde El Periódico de Catalunya, donde es el responsable de las secciones Gente y Gourmet's, o desde www.gastronomistas.com.