Lo abrir una botella de vino es una tarea que todavía se le resiste a mucha gente. Torpes, o directamente, ‘zarpas’, que se ponen nerviosos ante el ‘reto’ y son incapaces de conseguirlo. Para ellos hay muchos sacacorchos divertidos y originales que son auténticas virguerías, que hacen fácil lo supuestamente difícil. Pero en este post os vamos a enseñar otros, que asegurarán unas risas antes, durante y, si lo consiguen, después de abrir la botella. ¡Ojo, que también son ideales para expertos!

1. El pirata

Sacacorchos divertidos y originales: pirata

Tú a lo mejor eres manco o manca, en el sentido figurado del término. Porque te cuesta horrores abrir una botella de vino. Para hacer juego con tu ‘discapacidad’, qué mejor que un cojo. Si es un simpático pirata, mejor que mejor. Ya sabes que siempre se les ha representado con una pata de palo. En el caso de esta pieza, cuando consigas sacar el tapón, será de corcho. ¡Gran botín! Desde luego a los sacacorchos divertidos y originales de Suck UK no le falta detalle. En un brazo, un cortacápsulas y, en el otro, la palanca metálica en forma de loro, la mascota de los piratas. La cabeza, que es un abrebotellas acabado por debajo en forma de barba, luce, cómo no, un pañuelo negro con calavera y, atención, parche en el ojo y aro en la oreja.

2. El musculitos

Sacacorchos divertidos y originales: el musculitos

Por mucha fuerza que tengas, por mucho bícep que luzcas, por mucho abdominal que trabajes en el gimnasio, de poco o nada te servirán a la hora de abrir una botella de vino. Es cuestión de maña, de habilidad. Pero mientras intentas quitarle el tapón, con este sacacorchos McLovin’ The muscle man echarás unas buenas risas. Quizá se te resistirá la botella, pero no te podrás resistir a este macho man macizorro que tanto encajaría en los Village People: bigote, calzoncillos de leopardo y zapatillas de tenis. Por si estas leyendo esto en horario infantil, no te vamos a explicar qué parte del muñeco sirve para sacar el corcho. Eso sí, te diremos que es más recomendable usarlo en una fiesta que en un encuentro romántico. Sea como sea, recuerda: ¡más vale maña que fuerza!

3. El cohete

Sacacorchos divertidos y originales: cohete

No te enfrentas a una botella de espumoso, así que todo el mundo tranquilo, que el tapón no saldrá disparado hasta el infinito y más allá. Pero con este sacacorchos a lo mejor te lo parecerá: se trata de un cohete de color rojo inspirado en los que se construían en los años 50 del siglo pasado (cómo recuerda a los que aparecen en los cómics de Tintín). Por cierto, su ventana sirve como abrebotellas. Esta creación de la firma Mustard te gustará tanto que te lo querrás llevar contigo al espacio. Pero mientras no haya vuelos más allá de la exosfera, podrás disfrutar de todas las botellas que vayas abriendo.

 

4. El loro

Sacacorchos divertidos y originales: el loro

Cuando vayas a usar este sacacorchos delante de tu gente, siempre podrás avisar: “¡Al loro, que voy a abrir un vino!”. Y, al mismo tiempo, enseñar con orgullo esta divertida pieza, un dechado de diseño, elegancia y simpatía. Pero, eso sí, luego tendrás que estar a la altura y sacar una botella de vuelo alto. Esta conseguida herramienta, creada por el arquitecto Alessandro Mendini para la firma Alessi, se comercializa con diferentes ‘plumajes’ pero en realidad es como un sacacorchos convencional. Su gracia está detalles como el ojo, el pico y la empuñadura, que tanto le asemejan con el ave. Una demostración de que la belleza no está reñida con el humor.

5. La botella de vino

Sacacorchos divertidos y originales: la botella

Hablando de sacacorchos divertidos y originales, podría decirse que quien diseñó éste no encontraba una idea muy inspiradora para crear la herramienta. Así que imaginamos que buscó lo más a mano que tenía y se encontró con una botella. Resultado: una botella que abre otra botella. ¿Chocante? Quizá sí, pero el resultado es bueno. Este sacacorchos Nolix de acero que simula ser una botella de vino (blanco, rosado o tinto, tú eliges) cuenta con una palanca, un abrebotellas y un imán para que puedas colgarlo en la nevera. Sí, otra botella en la nevera… Pero no te líes porque esta es una botella para abrir botellas… En fin, quizá sea un lío. Así que mejor abre el vino y bébetelo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sobre nosotros.

Si le preguntan por su profesión, responderá: "Periodista". Si le preguntan por su vida personal, repetirá: "Periodista". Vivir la vida y contarla. No hay nada que le guste más, sea desde El Periódico de Catalunya, donde es el responsable de las secciones Gente y Gourmet's, o desde www.gastronomistas.com.